Inicio       Buenos Hábitos       Historias de vida       Remedios Naturales       Recetas Saludables       Belleza       Perder Peso       -> Espiritualidad <-       Curiosidades

10 Grandes reglas que toda mujer debe seguir para ser feliz.
Por Guru en Diciembre del 2017 en Espiritualidad

Seguinos en Pinterest

¿Ya descubriste que ser mujer no es fácil? Y sin embargo, muy pocas querrían dejar de serlo si tuvieran la oportunidad, porque ser mujer puede ser a veces complicado, pero también es un desafío que aprendimos a aceptar a pesar de tener a un mundo muy machista en contra.

Es verdad que nuestras madres o nuestras abuelas, tal vez hayan pasado por situaciones con las que hoy ya no debemos batallar, pero la sociedad aún está en deuda con las mujeres porque en la actualidad el reto al que nos enfrentamos es diferente, pero no por eso menos complejo.

Las mujeres batallamos con casa, marido, hijos, padres, trabajo y… nosotras mismas que cada vez queremos superarnos más y más porque hemos comprobado que tenemos capacidad de resistencia y de ejecución. Cuando una mujer se propone alcanzar una meta, difícilmente se detenga en el camino más que para recuperar fuerzas y luego seguir. Si tenemos planteado un objetivo, en él pondremos toda la energía hasta que podamos concretarlo.

Todo este esfuerzo algunas veces nos descorazona y nos hace tambalear las convicciones y es en ese momento en que debemos detenernos para tomar un respiro, pensar en todo nuestro potencial, renovar los bríos y volver al camino. A no angustiarse, es normal caer en momentos de duda y desconcierto. A todas nos pasa.

Hoy, todas tenemos una gran responsabilidad con nuestras familias y con nosotras mismas y para afrontarla necesitaremos de todo nuestro coraje, fuerza y gusto por la aventura.

Alguien que analizó todo esto hace mucho tiempo, determinó 10 reglas que todas las mujeres deberíamos seguir o al menos pensar, y que hoy quiero compartir con ustedes.





10 grandes reglas para todas las mujeres.

1) Firma un pacto contigo misma.

Asumámoslo; estamos solas para construir la vida que queremos vivir. Tus seres queridos podrán acompañarte en este proceso, pero nosotras somos quienes debemos concretar cada compromiso asumido.

Por eso, firma un pacto contigo misma y da el “¡Presente!” cada vez que te necesites, porque a lo largo de ese camino, vas a tener que ser fuerte y constante. Tú eres tu mejor y más fiel amiga, no lo olvides.

2) Imagina.

¿Qué idea tienes de “la vida perfecta”? ¿Qué sueño no te atreves a soñar porque te parece demasiado imposible, frívolo o descabellado? ¡Imagínalo! ¡Es el primer paso para obtenerlo!

3) Sorpréndete a ti misma.

Anímate a hacer cosas que generen adrenalina. Plantéate esta pregunta: “¿Qué puedo hacer para sorprenderme a mí misma?”. En tu cabeza se desatará la crítica interna, pero es lógico, porque busca protegerte; no lo olvides.

Aprende a conquistar tus miedos y recuerda que tu crítica interna también puede equivocarse.

4) ¡Quítate el escudo protector!

Inevitablemente habrá días opuestos. Algunas veces te aplaudirán, otras querrán quemarte en una hoguera. Acostumbrémonos a perder y a ganar. Un día te cubrirán de elogios y al siguiente te abuchearán desde los 4 puntos cardinales. Te convocarán y te rechazarán. ¿Y cuál será tu trabajo? Despojarte de la necesidad de ser amada por todos. ¿O acaso tú quieres a todo el mundo?

5) Una vez, ponte por delante.

Sé que te cuesta ser arrogante, pero una vez y un poco, no está mal. ¿Ves a tus compañeros de trabajo o tus vecinas que hablan como dominando la conversación y no dejan de mostrarse para destacar? Inténtalo… una vez no está mal y hace bien ser el centro de atención.

6) Cuestiónate.

Nunca pienses que tu formación y tu preparación terminaron. Siempre hay algo para aprender. Cuestiónate. Busca siempre ser mejor. Ve detrás de esa promoción, ese aumento de sueldo y la realización de tus proyectos.


7) No esperes premios.

No esperes que te enaltezcan o te elogien. Nadie te dará la palabra si no la pides y nadie te escuchará si no alzas la voz y tomas el toro por las astas. Da prueba de líder y decídete a hacer eso que te provoca temor.

8) Selecciona los consejos.

Las mujeres más brillantes son humildes y abiertas a escuchar consejos. Y bien sabemos que esto es algo que no cualquiera puede hacer, pero al mismo tiempo, no debemos olvidar que algunos brindarán consejos con el objetivo de sacar partido de eso y también, quienes no entiendan qué es lo que estás buscando, podrían sentirse amenazados. O hasta incluso, tal vez se burlen.

9) Ajusta el cinturón.

En cuanto empieces a seguir estas reglas, forzosamente vas a dejar tu zona de confort. Ajusta el cinturón, porque deberás estar preparada para soportar la demanda de energía que todos estos cambios requieren. En cuanto sientas que el cansancio te amenaza, haz una pausa y recupera fuerzas.

10) Anima a otras mujeres.

Diles a otras mujeres que son únicas, que son formidables y que también pueden realizar este cambio en sus vidas gracias a todos los atributos que cada una tiene aún sin saberlo.

No caigas en frases como “para mí fue difícil, seguramente para ti también lo será”. Los cambios son personales y tienen distintos efectos en cada uno. Cada uno debe realizar su propia experiencia. Tu “trabajo” consiste en transmitir el mensaje de que todas pueden lograrlo.

Las mujeres somos cada vez más ambiciosas, pero no debemos caer en el error de creer que “podemos tenerlo todo”.

Por un lado, tenemos la presión social que nos inculcó durante toda la vida que ser ambicioso es algo que es inherente únicamente a los hombres e incluso considerado como algo negativo o narcisista cuando se da en una mujer. Pero, ¿cómo lograr algo que deseamos sin una cuota justa de ambición? No hablamos de la ambición como un aspecto negativo en el sentido de querer tener más y más y más; sino en la voluntad férrea y firme de querer alcanzar un objetivo.

Querer ser la madre perfecta, la esposa perfecta y el ama de casa perfecta y al mismo tiempo trabajar y ambicionar una posición en el aspecto profesional y laboral, es algo a lo que todas aspiramos pero debemos entender que es muy difícil de lograr si no recibimos ayuda de parte de quienes forman nuestro círculo íntimo.

Los diferentes roles de la mujer están en conflicto entre sí, pero aunque parezca increíble esto contribuye al equilibrio y a un ejercicio que debemos realizar para poder poner todas estas cosas en sintonía, y para eso, una mujer necesita a todo su “equipo” compuesto por marido, hijos y demás familiares.

Llegará un momento en que una mujer necesitará plantear necesidades y discutir maneras de facilitarse la vida en relación a las tareas relativas al buen funcionamiento de una casa.

Muchas mujeres de éxito tienen a su equipo detrás de ellas ayudando para mantener ese equilibrio y esto es lo que garantiza el buen funcionamiento de la familia. Entonces, no tengas miedo de pedir ayuda porque el objetivo no es ser “la mujer maravilla”, sino aplicar la inteligencia frente a determinadas elecciones que son las que nos llevarán a lograr el éxito.

Esperamos que estas palabras te inspiren y no dudes en comentar y compartir con otros, porque seguramente tengas una amiga o una hermana a quienes les hará bien leer estas palabras.





Los consejos de Saludable.Guru son sólo para fines informativos y educativos. Saludable.Guru no es un sustituto de consejos médicos profesionales, de diagnósticos o de tratamientos. Siempre consulta a tu médico ante cualquier duda que puedas tener sobre una condición médica.

Al usar nuestro sitio web, está de acuerdo con que utilicemos cookies. Más info
.

Comparte esto con tu familia y tus amigos. Aprieta el boton de abajo.




Deja tu comentario sobre lo que viste